El Cristo logra unir a miles de vigueses

Lejos de restarle fieles las pequeñas comitivas que hacen el recorrido en cualquier momento, el Cristo de la Victoria convocó ayer a miles de devotos en su procesión oficial del primer domingo de agosto. Tal llegó a ser el tumulto que los dispositivos de seguridad se tuvieron que emplear a fondo para permitir la salida de la imagen de la concatedral a las 19.30 horas. Y es que fueron muchos los devotos que decidieron llevar la delantera al Cristo y emprender el camino antes de partir la talla. La Policía Local estima año tras año una participación de doscientas mil personas, pero admite que a ciencia cierta es imposible calcularlas teniendo en cuenta que el final se da la mano con la cabecera. Varías personas tuvieron que ser atendidas por el 061 como consecuencia de lipotimias.
La gente caminó sigilosa a través de una decena de calles del centro de la ciudad, esta vez sin obras de humanización que obligasen a variar el itinerario. Tal es el fervor que se trata de la única ocasión en la que nadie protesta por el cierre al tráfico de una docena de viales.
Un momento crítico fue el paso por la rúa Real, el más vistoso debido a su estrechez y a la concentración de gente. Disponer de un ventanal se ha convertido en todo un lujo. Desde las viviendas los vecinos tienen el privilegio de tocar la imagen y de echarle pétalos.
La otra cara la ofreció la plaza de O Berbés que, pese a ser el símbolo del Vigo marinero, apareció un año más con las fachadas ruinosas y apuntaladas para evitar el derrumbe. Una imagen si cabe más irritable este año al corresponderle el honor de portar el estandarte a una persona de la ciudad relacionada también con el mar, Mario Cardama, director general de los Astilleros Francisco Cardama. La empresa ha dado de comer durante un siglo a cientos de familias de Vigo. También acudió el pregonero, en esta ocasión el presidente del Celta, quien se atrevió a tutear al Cristo para pedirle más justicia y una distribución de la riqueza más igualitaria.
Las personas que no pudieron acudir a la procesión podrán seguirla en diferido en la página web de la Cofradía del Cristo de la Victoria, una vez que esté listo el vídeo. Esta iniciativa ha sustituido a otra que había propuesto al Concello y que pasaba por grabar el evento religioso mediante un dron, para lo que, finalmente, no consiguió el permiso.
La cofradía, que preside Marora Martín-Caloto, ha sido la encargada de que todo estuviera a punto. A ello contribuyeron también unos 200 efectivos de policías, protección civil y operarios.
El obispo pide que Vigo sea modelo de ayudas de todo tipo a familias jóvenes
La ofrenda floral en la Porta do Sol, acompañada del himno del Cristo fue otro de los momentos más conmovedores de la jornada, junto con la entrad en la concatedral y el depósito de velas y exvotos en la entrada del templo, donde conforman una montaña que da una idea de la magnitud de este evento religioso.
Fue en esa misma ofrenda en la que el obispo de Tui-Vigo, Luis Quinteiro Fiuza, hizo dos ruegos «muy especiales». Por encima de todas las necesidades de la ciudad, le presentó «la tristísima situación de nuestros parados». Monseñor Fiuza rogó la Cristo que fortalezca «la constancia y el compromiso de todos para desterrar de nuestra tierra esta terrible lacra del paro que destruye la vida y los hogares de tantos hermanos nuestros». Recordó que tener un trabajo digno es condición indispensable para la vida y la esperanza.
El otro ruego tuvo como protagonistas a las familias y en especial a las jóvenes: «Te pedimos Santo Cristo que tomemos clara conciencia de nuestra obligación de abrir cauces de ayuda a las familias jóvenes. Especialmente te pedimos que nuestra sociedad sea más justa con las madres jóvenes. Ellas no pueden tener que renunciar a una vida laboral plena para ser madres. Que nuestra ciudad sea modelo en la oferta abundante de ayudas de todo tipo a las familias jóvenes».

Fuente: La Voz de Galicia

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies